domingo, 22 de enero de 2017

Texto 12.11

12.11 “Si el ritmo lunar influye en el biorritmo humano, no debieran influir menos los giros de la Tierra alrededor del Sol. Aunque parece que la tecnología ha paliado los efectos climáticos directos debidos al cambio de estaciones, aunque ya no se produzca la alimentación monocorde correspondiente a cada época del año y aunque las diferencias lumínicas de los días oscuros se suplan quemando los cadáveres antiguos de los vegetales muertos depositados en los cementerios secretos de la Tierra, la relación entre la energía cósmica y la telúrica es en gran medida cambiante en cada momento del recorrido”.